Jornada Mundial por el Trabajo Decente

Trabajo Decente

Cada 7 de octubre los sindicatos de todo el mundo llevan a cabo movilizaciones para promover el trabajo decente, empleos seguros y sin riesgos, así como salarios decentes. Se celebra la Jornada Mundial por el Trabajo Decente.

El concepto de trabajo decente surgió en el año 1999 por parte del Director General de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Referida a la “generación de oportunidades para que todos los hombres y mujeres accedan a un empleo en condiciones de libertad, igualdad, seguridad, y dignidad humana“.

Jornada Mundial por el Trabajo Decente

Una movilización mundial con la participación activa de sindicatos de todo el mundo. A fin de reclamar trabajos decentes para los y las trabajadoras

El trabajo decente permite la generación de ingresos bajo un esquema de derechos y protección social; promoviendo el progreso social y económico que contribuye al bienestar de las personas, sus familias y las comunidades a las que pertenecen.

Anualmente la Confederación Sindical Internacional (CSI) lleva a cabo campañas para la celebración de esta Jornada Mundial. Para el año 2021 el tema central es: “Crear empleos justos”.

A raíz de la pandemia por COVID-19 se estima la pérdida de unos 200 millones de empleos; excluyendo a un elevado número de personas del mercado de trabajo, en su mayoría mujeres.

En tal sentido, esta campaña invita a los gobiernos de todo el mundo a tomar en cuenta el empleo como prioridad fundamental. Sentando de esta manera las bases para la seguridad económica y la justicia social.

La OIT resalta la necesidad de construir una sociedad ambientalmente sostenible, derribar brechas de género, erradicar el trabajo forzoso e infantil, fortalecer la protección social y trasladar a la formalidad los sectores económicos que hoy permanecen en la informalidad.

Durante los últimos años México ha puesto en marcha sendas reformas muy en sintonía visión de la OIT para el futuro del trabajo, pero aún queda mucho por construir.

Hace 101 años, México fue una fuente de inspiración para los principios fundamentales de la OIT y con ello una inspiración para el mundo entero, hoy, atrevámonos a ser ambiciosos y aspiremos a proyectar nuevamente a este país como un referente global de trabajo decente y en consecuencia, de justicia social.

Fuente  Forbes

  • 2
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    2
    Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *