Buscan eliminar limitantes a los trabajadores para créditos en INFONAVIT

La estrategia del Infonavit, a partir de la reciente instrucción presidencial, será “ponerse en los zapatos del trabajador” y ser flexible para garantizar que jamás perderán su patrimonio, aún si se quedan sin empleo o enfrentan dificultades económicas

El director general del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit), Carlos Martínez Velázquez, aseguró que la inflexibilidad del organismo es una de las partes más problemáticas en su operación.

Se buscara el mandato de dar vivienda a los mexicanos y no quitársela

Es por ello que el objetivo será eliminar esas limitantes, las cuales llevaron a miles de trabajadores a incumplir con sus compromisos de pago y hasta perder su patrimonio, por lo que se buscará garantizar el mandato del Instituto de dar vivienda a los mexicanos y no quitársela, así como volverse un asesor patrimonial.

Modelo hipotecario que debe transitar flexiblemente y considerar al trabajador

“Al Infonavit lo que le interesaba era colocar créditos y no créditos de calidad… No se ponía en los zapatos del trabajador. Como modelo hipotecario debemos transitar hacia una flexibilidad y cambiar el chip completamente en relación con el trabajador”, dijo Martínez en entrevista con Notimex.

Respuesta inmediata a ante la carta enviada por el Presidente de la República

Luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador enviara una carta al Infonavit para la aplicación de cinco medidas concretas en beneficio de los trabajadores, como no se había hecho nunca antes en la historia, Martínez Velázquez afirmó que hubo una respuesta inmediata.

Refirió que lo anterior derivó en una reunión extraordinaria del Consejo de Administración del organismo, el cual revisó y aprobó en lo general los puntos indicados.

Fortalecimiento del programa Responsabilidad Compartida

Las medidas que solicitó el mandatario fueron desistir de seguir litigando todos los llamados “juicios masivos que puedan derivar en desalojos; dar todas las facilidades de pago para los trabajadores y evitar que pierdan su patrimonio; premiar el pago puntual de los acreditados; ampliar y fortalecer el programa de Responsabilidad Compartida y buscar la innovación financiera del Instituto.

Con estas medidas se apoyará a los acreditados activos y que van al corriente, se premiará a los cumplidos, y a los que tengan problemas se le darán opciones, para que nunca caigan en un asunto jurídico y puedan perder su casa.

¿Qué hará de nuevo el Infonavit?

Sobre los “juicios masivos” y posibles desalojos, el Instituto heredó un problema “terrible” de 246,000 casos empaquetados en “juicios masivos”, de los cuales unos 150,000 siguen activos.

Como lo solicitó el presidente, el Instituto hará una estrategia jurídica para el desistimiento de los casos que siguen “vivos”, pero adicionalmente, se analizarán posibilidades para los casos que ya estaban en sentencia ejecutoria.

“En los que ya salió sentencia es justamente lo que vamos a analizar, es lo que nos pidió el Consejo de Administración, hacer la estrategia jurídica para todos los supuestos, los que están vivos es más fácil porque se detiene y ya, pero qué pasó con los que ya se adjudicaron, ahí habría que revisar el proceso y ver la medida resarcitoria o qué pasa si el trabajador reclama, y entonces la vía no es nosotros verificando el juicio sino que el trabajador llegue”, señaló el funcionario.

Nuevo Programa de Apoyo Social del Infonavit

En cuanto al nuevo Programa de Apoyo Social del Infonavit, se espera que sea aprobado en la próxima reunión del Consejo de Administración, para comenzar con su aplicación en agosto de este año.

Por medio de este esquema, a los usuarios con problemas se les darán alternativas para que encuentran una solución de pago, pues el Instituto tiene 300,000 trabajadores en morosidad, de los cuales, 60% tiene reestructura y el resto no.

“Hoy sólo se le ofrece una opción y el punto es llegar a ofrecer hasta 13 o 14 opciones para mantener su patrimonio… que puedan tener la posibilidad de llegar a un acuerdo flexible con el Infonavit, de decir, por ejemplo, puedo pagar 500 pesos” y que el Instituto haga los ajustes, “la idea es privilegiar el pago del trabajador”.

Premiar a los trabajadores que están al corriente con sus pagos

El director general del Infonavit destacó que premiar a los trabajadores cumplidos es otra innovación en la que se considera un programa de descuentos para los trabajadores que ya cubrieron 90% de saldo, por lo que dejarán de pagar el 10% o lo que les quede pendiente.

Programa de Responsabilidad Compartida

Sobre el Programa de Responsabilidad Compartida, que se encarga de resolver los créditos impagables, en la actualidad aplica para trabajadores que cumplen con ciertos supuestos, como tener un crédito en base a salarios mínimos, que se haya pagado por más de 15 años, ser mayor de 40 años, haber cumplido con los pagos al menos 24 meses continuos y que la deuda sea más de 1.5 veces a la original.

Aunque ya se trabaja en la detección automática de estos casos, este programa se ampliará para todos los segmentos de acreditados, con la idea de llegar a 750 mil casos al cierre de la administración. Este programa, que empezó en marzo pasado, ya atendió a 26,000 trabajadores de una meta de 194,000 para 2019, que son los casos extremos.

“Vamos a considerar otros requisitos del programa para que vaya ampliándose y vaya llegando a más trabajadores. En este momento estamos atendiendo los casos más extremos, que son los que después de 15 años deben 150% la deuda original”, indicó el funcionario.

Innovación Financiera con programas de Auto producción y Crédito Colectivos

En cuanto a Innovación Financiera, el Infonavit trabaja en los programas de Autoproducción y Crédito Colectivos. En el caso del primero, ya existe un primer borrador del modelo que está en análisis del sector para sus observaciones.

En Créditos Colectivos también ya hay un borrador y se espera que para 2021 quede listo este esquema, el cual permitirá a las familias sacar un crédito, se podrán juntar padres e hijos, hermanos y hasta primos (hacia la última etapa) para solicitar un financiamiento y comprar una casa.

“Estamos tratando de ver cómo hacemos el contrato para que sea justo para ambas partes, pero que todo esté destinado a comprar casas de mucho mayor valor. Si es entre tres hermanos, que cada uno tenga trabajo de tres salarios, pueden comprar una casa 1.5 millones de pesos”, en vez de 500,000 cada uno.

 

Información de El Economista

  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *